Política

Primeras medidas de Massa: orden fiscal, superávit, reservas y subsidios

agosto 4, 2022 8:14 am POR ACTUALIZATE

Massa anunció su programa económico, a partir de su designación. Habrá un bono para jubilados y 4 millones de hogares se quedan sin subsidios.

El ministro de Economía, Sergio Massa anunció los principios del programa económico que desarrollará a partir de su designación, durante la presentación realizada ayer por la tarde en el Palacio de Hacienda junto a los integrantes de su equipo.

Las principales claves de los anuncios abordan los ejes de orden fiscal, superávit comercial, fortalecimiento de reservas y desarrollo con inclusión.

– Respecto al orden fiscal, el ministro se comprometió a cumplir la meta del 2,5% de déficit establecida por el presupuesto y, a “no utilizar adelantos del Tesoro por lo que resta del año”, a su vez, se mantendrá el congelamiento de contrataciones para todos los sectores de la administración pública nacional centralizada.

-Por parte de los subsidios, planteó que 4 millones de hogares argentinos renunciaron a usar los subsidios y anticipó que se promoverá el ahorro de consumo de casi 10 millones de hogares registrados.

– En cuanto al superávit comercial destacó que impulsaran regímenes para los sectores de agroindustria y que, “denunciaran casos de subfacturación de exportaciones y sobrefacturación de importaciones”.

– También, el funcionario anticipó el lanzamiento de un programa de crédito a tasas promocionales, y un “esquema de garantías” para primeros exportadores. Acompañado de la puesta en marcha de un sistema de trazabilidad de comercio exterior “para mayor control” y “transparencia” en el uso de divisas para importaciones.

– Del fortalecimiento de reservas adelantó que las exportaciones con las cadenas de valor de la pesca, del agro, de la minería y otros, “ingresarán en los próximos 60 días por un total de 5.000 millones de dólares”.

– En esta línea, Massa confirmó el desembolso por 1.200 millones de dólares con organismos internacionales y el nuevo programa con CAF por 750 millones de dólares adicionales. Además, se refirió al fortalecimiento de reservas y recompra de deuda soberana con instituciones financieras internacionales y un fondo soberano.

– Del desarrollo con inclusión, el ministro manifestó que el 10 de agosto anunciaran el índice de movilidad jubilatoria, mientras que el jueves próximo convocará a entidades empresarias y de trabajadores con el objetivo de “recuperar ingresos en trabajadores del sector privado”.

– También detalló que durante los próximos 12 meses habrá un reordenamiento de los planes sociales con foco en 3 ejes: vuelta al mercado de trabajo, fortalecimiento de cooperativas y protección en caso de situaciones de vulnerabilidad.

– Por otra parte, anunció la unificación de los programas de crédito en una sola línea, denominada Crédito Argentino, que abarcara todas las políticas de promoción del crédito para los sectores productivos, pymes y comercio.

– Asimismo, expresó que licitarán el segundo tramo del gasoducto Néstor Kirchner y pondrán en marcha un programa en los próximos 12 meses para 70 mil nuevos programadores, junto con el canje voluntario para los vencimientos en pesos de los próximos 90 días, que finalizará el martes.

– Por último, instó al “rápido tratamiento” de las leyes que benefician en términos impositivos a la construcción, a la bionanotecnología, la agroindustria y la industria automotriz, y convocó a una mesa de enlace, para trabajar el desarrollo de esos mismos sectores; teniendo como “motores” cuatro ejes: inversión, producción, exportaciones, y mercado interno.

Primera reunión con el FMI para acordar desembolsos

El propio Massa reveló que mantuvo una primera reunión con directivos del Fondo Monetario Internacional (FMI), para acordar nuevos desembolsos de fondos previstos en el acuerdo.

Desde el organismo financiero, un portavoz del FMI indicó que “en el día de hoy, un equipo del FMI mantuvo una reunión productiva con el recién nombrado ministro de Argentina, Sergio Massa, y su equipo, para discutir la implementación del programa apoyado por el FMI y la importancia de abordar los desafíos de Argentina”.

Además de los recursos pendientes con el FMI, Massa remarcó que existen “desembolsos por 1.200 millones de dólares con organismos internacionales por programas vigentes y un nuevo programa con el Banco de Desarrollo de América Latina (CAF) por 750 millones de dólares adicionales”.

El flamante ministro subrayó que para reforzar el sistema de reservas existen “cuatro ofertas de REPO para fortalecimiento de reservas y recompra de deuda soberana, de los cuales tres son de instituciones financieras internacionales y la restante de un fondo soberano”.

Finalmente, Massa señaló que “se va a acordar con las cadenas de valor de la pesca, del agro, de la minería y otros, un adelanto de exportaciones que ingresarán en los próximos 60 días por un total de 5.000 millones de dólares, que pasarán a engrosar las reservas del BCRA”.

Nuevo bono para reforzar el ingreso de los jubilados

El Gobierno nacional otorgará este mes un nuevo bono para reforzar el ingreso de los jubilados. Al respecto, Massa señaló que se dará a conocer el 10 de agosto en ocasión de presentarse el Índice de Movilidad Jubilatoria.

El bono que pagará la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) a jubilados se aplicará junto al aumento de las jubilaciones previsto para septiembre, precisó Massa en conferencia de prensa en el Palacio de Hacienda.

El 10 de agosto, junto a la titular de la Anses, María Fernanda Raverta, “se va a anunciar el índice de movilidad jubilatoria con un refuerzo que ayude a los jubilados para superar el daño que les produce la inflación”, explicó al presentar las primeras medidas económicas de su gestión.

Conforme con lo dispuesto por la Ley de Movilidad, la Anses anunciará este mes el incremento para el próximo trimestre en las jubilaciones, pensiones, asignaciones familiares y universales.

El incremento se basa en el cálculo establecido por la ley de Movilidad, que actualiza los montos en base a un coeficiente elaborado en partes iguales por la recaudación previsional y la Remuneración Imponible Promedio de los Trabajadores Estables (Ripte).

A mediados de mayo pasado, el organismo anunció el incremento del 15% para junio-agosto que llevó el haber mínimo jubilatorio a $37.524,96, y la Asignación Universal por Hijo (AUH) y por Embarazo, a $7.332.

Los anteriores ajustes fueron de 8,07% para el trimestre marzo-mayo de 2021, 12,12% para junio-agosto, 12,39% para septiembre-noviembre, 12,11% para diciembre de 2021-febrero de 2022 y 12,28% para marzo-mayo de este año.

Asimismo, Massa anticipó que convocará a las entidades gremiales empresariales y sindicales para “asegurar un mecanismo que permita recuperación de ingresos de los trabajadores del sector privado” y adelantó “una política de reordenamiento de los programas sociales”.

Casi 4 millones de hogares dejarán de recibir subsidios en tarifas de servicios

En una de sus últimas medidas anunciadas, Massa anticipó que los casi 4 millones de hogares que no solicitaron subsidios en la segmentación tarifaria “serán el primer corte” y dejarán de percibir el beneficio, y anticipó que se implementará un esquema para promover el ahorro en el consumo energético, al presentar las primeras medidas económicas de su gestión en una conferencia en el Palacio de Hacienda.

En ese sentido, Massa indicó que “entre los más de 9 millones que sí pidieron mantener el subsidio se va a promover el ahorro por consumo”, y detalló que en luz se subsidiará hasta 400 kilowatts, en materia de gas la quita seguirá la misma lógica y en agua la aplicación de la quita por segmentación se iniciará en septiembre.

Al hablar en la sede del Palacio de Hacienda, el titular de Economía explicó que las medidas tienen que ver con que “el contexto global encareció la energía y el agua entre 4 y 10 veces de acuerdo a la zona del mundo en la que le toque vivir a cada uno”.

En ese marco, Massa sostuvo que, como Gobierno, se encaró “una segmentación que hoy nos muestra que casi 4 millones de hogares no solicitaron subsidios, y eso será un primer corte”.

“Entre los más de 9 millones que sí pidieron mantener el subsidio vamos a promover el ahorro por consumo. No solamente por economía de las cuentas públicas, sino también por progresividad del sistema y por eficiencia en el uso de los recursos. No podemos seguir con un esquema en que quien más gasta la energía o el agua, es quien más subsidios recibe”, precisó.

Puntualmente, detalló que en electricidad se subsidiará “hasta 400 kilowatts, alcanzando al 80% de los usuarios pero solo el 50% del consumo total residencial”.

En el caso del gas, “la quita seguirá la misma lógica, partiendo de las diferencias climáticas y costos de distribución, pero también respetando la estacionalidad de las diversas regiones de nuestro país. En agua la aplicación de la quita por segmentación se iniciará en septiembre”, prosiguió Massa.

“Asumimos el desafío de cuidar las cuentas públicas, pero como sociedad tenemos que asumir el compromiso de cuidar nuestros recursos energéticos y naturales”, concluyó el flamante ministro.

En la etapa de inscripción por número de terminación del DNI que concluyó el pasado domingo, más de 9 millones de usuarios residenciales de los servicios de energía eléctrica y gas natural se inscribieron en el Registro de Acceso a los Subsidios a la Energía (RASE), en el marco de la política de reordenamiento tarifario encarada por el Gobierno nacional y mencionada hoy por Massa.

Con un universo estimado en unos 15 millones de usuarios residenciales para los servicios de distribución de electricidad y gas, se prevé que unos 11 millones accedan a la tarifa subsidiada, ya sea la social (nivel 2, de menores recursos) o al sector intermedio (nivel 3, la mayor franja de clientes).

Los incrementos solamente serán aplicados a los usuarios del nivel 1, de mayores ingresos, y a aquellos que no hayan completado el formulario, en tanto los niveles 2 (menores ingresos) y 3 (ingresos medios) no tendrán ninguna modificación respecto de la tarifa que estaban abonando.

Los usuarios del nivel 1 comenzarán a pagar la tarifa plena (sin subsidios) de manera gradual en un proceso que culminará a fin de año y que se reflejará en un incremento promedio de $ 1.200 mensuales a partir de septiembre hasta completar unos $ 3.500 desde enero de 2023.

No te podés perder

Primeras medidas de Massa: orden fiscal, superávit, reservas y subsidios — Actualizate