Interés General

Educación Domiciliaria y Hospitalaria

noviembre 3, 2021 3:04 pm POR MED

Escuela Nº 1391. Una gran desconocida. Su gran tarea, su alcance, su historia.

La salud y la educación son dos de los derechos básicos e inalienables de las infancias. Están garantizados por nuestra Constitución Nacional y por los Tratados Internacionales de Derechos Humanos.

Pero los niños y las niñas se enferman, y muchas veces requieren de tratamientos prolongados en un hospital o en su casa, sin poder concurrir a la escuela. Esta situación puede acarrear muchas consecuencias lamentables: pérdida del año escolar, tristeza, retrasos madurativos, emocionales, desconexión con el medio.

Por eso las escuelas hospitalarias y domiciliarias son mucho más que la continuidad de la currícula escolar, son el vínculo con el afuera, la superación de muros, sueros, pinchazos, son la continuidad del acto creativo, del acto de aprehender  y aprender, de poder esperanzarse y reír.

Realizan una ardua tarea en el afán de garantizar el derecho a la educación mientras sanan sus dolencias.

“• Educación Hospitalaria: comprende la atención educativa de los estudiantes que se encuentran internados en los efectores de salud tanto públicos como privados.

  • Educación Domiciliaria: comprende a los estudiantes que se encuentren en reposo domiciliario por atravesar una situación de enfermedad, que les impide concurrir a una escuela. El hogar de cada estudiante se constituye en un aula escolar domiciliaria, donde el docente llevará a cabo su escolarización. Su implementación se realiza a través del pedido de la escuela cuando exista una indicación de reposo por períodos de treinta días corridos o más por atravesar una situación de enfermedad. Ésta se lleva a cabo preservando el vínculo con la escuela de origen en función de la reinserción, integración y comunicación con sus pares y escuela.”

La escuela Nº 1391 de Rosario trabaja en los niveles inicial, primario, especial y secundario y está domiciliada en Uruguay 1598. Su teléfono es 341-4729836.

Es larga su historia. Comenzó hace casi 50 años por iniciativa de exalumnas del Normal Nº 1.

Su fundadora, Esperanza Giménez Rafuls de Solari Viglieno, presidenta de la Asociación de Ex Alumnas, amasó este proyecto. Junto a otras docentes, dieron los primeros pasos. Siempre brindando atención y contención educativa gratuita.

A continuación he tomado textualmente del “PROYECTO  INSTITUCIONAL – ACTUALIZADO AL 20 DE AGOSTO DE 2021” algunos párrafos que ahondarán en esta narrativa.

HISTORIA DE LA ESCUELA HOSPITALARIA Y DOMICILIARIA DE ROSARIO

Basándose en la idea de que todos los niños tienen derecho a la educación, surgió en el seno de la Asociación de Ex- Alumnas del Colegio Normal N° 1 la necesidad de llegar a donde hubiera un alumno imposibilitado de concurrir normalmente a su escuela, a causa de padecer una enfermedad, para iniciar o continuar su escolaridad. Este grupo de docentes, egresadas de la nombrada institución, en forma solidaria, se propusieron brindar asistencia educativa a niños y niñas hospitalizados, en forma gratuita y desinteresada. Se ve reflejada claramente aquí la idea primogénita de patronato como obra benéfica en favor de los necesitados.

Así el 7 de agosto de 1972 se dieron las primeras clases a tres niños con afecciones cardíacas, internados en el Hospital Escuela de Granadero Baigorria, inaugurándose así este novedoso proyecto educativo en la Provincia de Santa Fe.

El incremento de alumnos que solicitaban la atención educativa en la misma situación, planteó la necesidad de ampliar el plantel docente, requiriéndose también continuar con la labor en el domicilio de los estudiantes durante su convalecencia. Es así como esta Asociación brindó a nuestra ciudad del primer Servicio Educativo Domiciliario y Hospitalario gratuito, solventado en un principio con aportes de particulares.

En el mes de Abril del año 1982 dicho emprendimiento educativo pasa a ser Autorizado, en carácter experimental por el Ministerio de Educación. El 25 de Agosto de 1983 se crea la “Primera Escuela Domiciliaria y Hospitalaria de Rosario” con el número 254. La misma es incorporada al Servicio Provincial de Enseñanza Privada, mediante lo normado por el Decreto Provincial Nº 3428/83, dependiendo de la Asociación de Ex-Alumnas “María G. de la Fuente de Lonca” Escuela Normal Superior en Lenguas Vivas Nº 1 de la Provincia de Santa Fe, cuya sede se emplaza en Entre Ríos 1192 de Rosario. Al transcurrir algunos años, por disposición ministerial, la escuela cambia de número, pasando a ser la “Primera Escuela Domiciliaria y Hospitalaria Nº 1254 de Rosario”.

A partir de agosto del año 2011, se efectiviza el traslado del personal a planta permanente como agentes públicos a través del Decreto 1428/11, ahora pertenecientes a la Escuela Primaria N° 1391 – Modalidad Educativa Domiciliaria y Hospitalaria.

Desde entonces en nuestra provincia existen dos escuelas hospitalarias y domiciliarias de gestión oficial, una en la ciudad de Rosario y otra en Santa Fe, asegurando “la igualdad de oportunidades a estudiantes cuando exista una indicación de reposo”.

Estos datos son  a modo de presentación de esta emblemática institución, y  de introducción en un tema tan sensible como es la educación de nuestras infancias, especialmente cuando su salud se encuentra vulnerable.

Proseguiremos en las siguientes notas contando más de sus historias, sus dificultades, sus logros y sus frustraciones.

Conocer de su existencia, promoverla y defenderla debe ser de interés colectivo.

Doy cuenta por mi propia experiencia, que de cada diez personas consultadas, nadie conocía de ella. Obvio que no hice una encuesta con datos estadísticos. Sólo fue un acto de curiosidad.

Muchas familias quizás agradezcan acercar este conocimiento, por sus hijos e hijas que tal vez requieran de esta atención educativa, y también sanitaria, si entendemos que la salud no atañe sólo al bienestar físico o biológico. También incumbe al bienestar psicológico y emocional.

No te podés perder

Educación Domiciliaria y Hospitalaria — Actualizate