Actualidad

Nuevas restricciones: gastronómicos rosarinos se oponen y comerciantes no tanto

mayo 20, 2021 10:10 am POR ACTUALIZATE

Bares y restaurantes locales saben que el impacto desde lo económico será brutal, pero hay voces del comercio que muestran un lado más comprensible a lo decretado.

La inmensa mayoría de los sectores afectados de forma directa en Rosario por las nuevas restricciones impuestas por el gobernador de la Provincia de Santa Fe, Omar Perotti, saben que el impacto desde lo económico será brutal.

Para los gastronómicos de la ciudad se trata de un panorama oscuro el que se avecina con más despidos y cierre de negocios, mientras que para algunos comerciantes la situación será muy dura, pero las medidas son entendibles.

Esto “no solo impacta de forma negativa en cuanto a la circulación y la caída de las ventas”, sino también que golpea desde el aspecto “psicológico”, destacó el presidente de la Asociación Empresaria de Rosario (AER), Ricardo Diab.

La diferencia entre “lo esencial y lo que no lo es”, es sabido que “traerá más caída económica” y seguramente “más cierre de comercios” aseveró Diab, aunque se mostró esperanzado de que esta “casi fase 1” pueda servir para “mermar la situación”.

El referente de AER entiende que a “nadie le gustan las medidas”, pero dadas las circunstancias y si esto sirve para que se le “quite el estrés” al sector de la salud, que se encuentra al borde del colapso, “creo que es valedero el esfuerzo”, cerró.

Muy diferente es la mirada que tiene Reynaldo Bacigalupo de Mercado Pichincha, referente del sector gastronómico de uno de los corredores más importantes de Rosario.

Desde su óptica, las nuevas restricciones “son más de lo mismo”, disparó. Porque advierte que “sin ayuda” los negocios “seguirán cerrando” y aumentará la cantidad de gente que “quedará en la calle”.

“Parece que tengo un cassette, pero es lo que pasa”, admite. Bacigalupo ruega porque el Estado provincial “que es rico y tanto esfuerzo les pide a los privados” pueda ayudarlos a atravesar este duro panorama que se pone en marcha desde este jueves a las 0 horas.

Con una mirada más cercana a la del titular de la AER, el vocero del Casco Histórico de la ciudad, Fabio Costa, expresó que se entiende que hay que “ir en el sentido de que no colapse el sistema necesario”, pero “sabemos que el impacto va a ser muy duro”.

Las consecuencias en el centro “van a ser peores que en los barrios”, dijo. Esto va a “profundizar las crisis” de cierre de comercios, el aumento de despidos. Por eso, “vamos a tratar de gestionar compensaciones” para alivianar el contexto.

Costa resaltó que, desde la Provincia, a través del Ministerio de Comercio Interior, les enviaron una nueva posibilidad de acceder a convenios con las EPE para poder pagar las deudas contraídas en 2020, donde las galerías comerciales son las principales afectadas, “lo cual es una ayuda”.

Y adelantó que le solicitarán al gobierno nacional “que vuelvan los ATP”, porque los REPRO II “son difíciles de acceder” para los pequeños comerciantes. Lo que se viene “es muy duro”, así que “hay que prepararse” para un centro rosarino que “va a sufrir mucho”, cerró.

No te podés perder

Nuevas restricciones: gastronómicos rosarinos se oponen y comerciantes no tanto - Actualizate — Actualizate